DESTACADAMI ESPACIOOpinión

La colocación de vallas políticas en medio de la pandemia, falta de sentido común, el más común de los sentidos

Por Marcos Santos.- Cuando las autoridades sanitarias del país y del mundo, están pidiendo a gritos a la población que no salgan de sus casas para evitar la propagación y el contagio del Coronavirus, resulta que los candidatos a cargos electivos del Partido Revolucionario Moderno, PRM, en la Provincia Duarte se destapan colocando vallas en distintos puntos de este territorio, promocionando sus respectivas candidaturas para unas elecciones pautadas para el 5 de julio del presente año 2020, sí es que se puedan realizar en la fecha indicada por la Junta Central Electoral.

Una acción de esta natulareza pone al desnudo la falta de sentido común de quienes auspician una práctica que ha causado indignación y repulsa en amplios de la sociedad de la Provincia Duarte, que de hecho, es el territorio más afectado por el Covid-19.

Sin dudas, el sentido común, el más común de los sentidos, se fue de parranda de las mentes de esos dirigentes políticos.

Estamos ante una de las contradicciones más bestiales de los últimos años en este país.

Políticos, religiosos, artistas, empresarios, comerciantes, periodistas, comunicadores, médicos, enfermeras, abogados, ingenieros civiles, arquitectos, agrimensores, agronómos, mecánicos, plomeros, electricistas, albañiles, ebanistas, colmaderos, motoconchistas, trabajadoras sexuales, maipiolos, todos los sectores sin excepción, le piden a diario a la gente que no salga de sus casas, que evitemos la aglomeración de personas, sugerencia que muchos, la mayoría ha cumplido al pie de la letra, lo que trae como consecuencia que nuestras calles estén casi desiertas, y si nuestras calles están casi desiertas, para qué innundar la ciudad de vallas, quién o quiénes las van a ver, son preguntas que se caen de la mata, cuyas respuestas son muy fáciles de contestar.

Muchos, preferimos que los candidatos ayuden a las personas que necesitan ayuda en medio de esta pandemia, y si quieren hacer campaña con esas ayudas, pues que la hagan, bienvenida sea.

No me vengan con el cuento de que esos políticos que hoy se promocionan con esas vallas, han realizado ayudas a las personas, y que por tanto, pueden promocionarse, pues a esos que piensan así, les decimos con todo el respeto del mundo, que una cosa no tiene que ver con la otra, que ayudar a las personas es un acto de amor al prójimo, y promocionarse en medio del dolor, el luto, y la calamidad que sufre el pueblo dominicano, es una falta de respeto a los demás y a sí mismo, y una insensibilidad y una indolencia.

No pocos ven a esos candidatos como personas indolentes, cuando a lo mejor no tienen esa natulareza.

Lamentablemente, el sentido común se ha ido bien lejos.

Da mucha pena ver como personas, que no tienen los medios ni siquiera para alimentarse, y observar al mismo tiempo como se derrochan millones de pesos en unas benditas vallas, que en medio de esta situación la ve muy poca gente.

Las vallas no dan intención de voto.

Son las acciones positivas, son los actos de desprendimiento, que han hecho algunos políticos, incluyendo un amigo nuestro que hoy su rostro sonriente se deja ver en los municipios de esta noble provincia, que hace que las personas sigan a esos líderes políticos.

Debo confesar que sentí alegría cuando Luis Ernesto Camilo donó dos meses de su sueldo que devenga trabajando como un “caballo” al frente de la Junta de Aviación Civil de la República Dominicana, para ayudar a la gente necesitada de su pueblo San Francisco de Macorís.

Sin dudas, un gran gesto de Luis Ernesto, quien una vez más, da muestras de tener un gran corazón.

Sabemos que el senador Amílcar, desde su hogar por una recomendación estricta de su médico de cabecera, el inminente cardiólogo Pedro Ureña, quien le ha ordenado cuarentena total, sigue haciendo lo que siempre ha hecho, ayudar a los más necesitados, sin apasvientos y sin poses mediáticas.

Viendo así las cosas, exhortamos que no sigan colocando vallas, es mejor invertir ese dinero en la gente.

Lo dijo el líder de masas José Francisco Peña Gómez “Primero la Gente”.

De manera pues, que el sentido común, ese sentido que hoy anda de viaje, quizás resguardándose del coronavirus, haga presencia en esos políticos para beneficio de la gente y de ellos mismos.

Que así sea.

El autor es director de CALLE56.COM y MUJERESRD.COM, además de conductor del programa Con Marcos Santos que se difunde de lunes a viernes de 9 a 10 de la noche por el canal 8 de Telenord 

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar