Cómo hacer frente a las preguntas incómodas que surgen en la cena de Nochebuena

PUBLICIDAD

Triste, pero cierto: para muchas personas (en especial mujeres que pasan de 25 años) reunirse con toda la familia en la cena de Nochebuena es más motivo de fastidio que de felicidad. 

Solo imaginar que la tía que solo viene al país para estas fechas estará presente y hará las mismas preguntas de todos los años (¿Para cuándo el novio? o ¿Cuándo piensas terminar la universidad?) es razón suficiente para catalogar el evento una pesadilla. Te entendemos, ¡créenos!

Es por eso que para que este año sea menos traumático que los anteriores, te compartimos siete consejos que te ayudarán a hacerle frente a los comentarios y las preguntas incómodas que suelen surgir en los encuentros familiares navideños. 

1. Adelántate a las preguntas

Si tienes muchos años con tu novio y todavía no se han casado, es de esperar que surja la típica pregunta: ¿Para cuándo la boda?

Antes de que llegue ese momento, cuéntale a tu familia que tu pareja y tú están viviendo su relación sin apresurarse porque se toman muy en serio el matrimonio y quieren dar ese paso cuando se sientan preparados. 

Utilizar frases como «Todo a su tiempo» o «Todo llega cuando tiene que llegar» hará que los convenzas de que no deben presionarte ni cuestionarte sobre el tema. 

2. No digas nada

Cuando te hagan una pregunta fuera de lugar, mira fijamente a la persona con cara seria durante unos segundos. No le contestes, solo mírala: eso le hará entender que su comentario no fue bien recibido y seguro le hará sentir lo suficientemente incómoda como para no hacer más preguntas de ese tipo. 

3. Cambia el tema

Una opción que puede servirte si la técnica anterior no funciona, es cambiar rápidamente de tema cuando te «lancen» la pregunta incómoda. Ignora a esa persona y desvía la conversación para que se dé cuenta de que no quieres contestar. Si insiste, insiste tú también en esquivar el tema.

4. Busca un aliado 

Antes de la cena, habla con un familiar con el que tengas confianza o una buena relación. Cuéntale cuáles son los temas que no te gusta que te mencionen y pídele que te rescate si surgen durante el encuentro familiar

5. Controla tu consumo de alcohol 

Tener cierto grado de alcohol en tu sistema puede hacer que reacciones de forma alterada o agresiva, cosa que seguro no harías estando sobria. A fin de cuentas, no quieres ser la protagonista de una escena bochornosa en plena Nochebuena, así que lo mejor es que no te pases de copas.

6. Establece límites 

Muchas veces la familia no es consciente de lo molestosos que pueden ser ciertos comentarios o preguntas. Por eso debes dejar claro, con amabilidad y diplomacia, que hay temas que preferirías que no tocaran para poder disfrutar en armonía de la cena. No tienes que tolerar situaciones incómodas solo porque se trata de tu familia.

7. No reacciones a las provocaciones

En tu intento por establecelímites, puede que alguien responda con un comentario tipo: «Con ese carácter, con razón no encuentras pareja». ¡Mantén la calma! Respira e intenta ignorar el comentario. Ten presente nunca reírte de un «chiste» como este, pues al reaccionar con humor le das la libertad a la otra persona para seguir. 

PUBLICIDAD

Redacción

Bienvenidos a la página oficial de CALLE56. Aquí podrás encontrar las ultimas noticias del acontecer mundial, nacional y de la ciudad de San Francisco de Macorís

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *