Nacionales

DGII: requerimiento no fue dirigido solo a ese grupo empresarial

La Dirección General de Impuestos Internos (DGII) declaró ayer que emitió re­querimiento de informa­ción a muchos contribu­yentes para mantener al día sus expedientes en la institución, un proceso ru­tinario que no fue dirigido exclusivamente a la Corpo­ración Aeropuertuaria del Este, del Grupo Punta Ca­na.

El director de la institu­ción recaudadora del Esta­do, ingeniero Magín Díaz, consideró “extraño” el pa­ralelismo que hace el Gru­po Punta Cana entre un procedimiento normal de Impuestos Internos y una situación que maneja ese Grupo a nivel legal.

El titular de la DGII acla­ró que los requerimientos de información a contri­buyentes, especialmente aquellos que pertenecen a la Gerencia de Grandes Contribuyentes, “forman parte de procedimientos rutinarios que se hacen de forma periódica tal y como el mismo Grupo indica en su desafortunada nota de prensa”.

Magín Díaz explicó que el requerimiento de infor­mación sería sesgado si es dirigido a todos menos al Grupo Punta Cana.

“Ese tipo de prácticas no formó parte de la gestión profesional y técnica lleva­da a cabo en la DGII, por lo cual desmentimos la espe­cie de que estamos presio­nando a determinado gru­po empresarial”, sostuvo el funcionario.

Dijo que desarrolló en la DGII una gestión despoliti­zada, apegada a los princi­pios del Código Tributario y de las normas vigentes, “sin excepciones ni favori­tismos a contribuyentes en particular”.

Lo que dijo la CAE
La Corporación Aeropor­turaria del Este denuncio ayer que autoridades del Gobierno saliente han to­mado medidas de repre­salias en su contra a raíz de sus denuncias eleva­das ante la Procuradu­ría Especializada de Per­secución de la Corrupción Administrativa(PEPCA) sobre irregularidades en la “aprobación precipitada” del Aeropuerto Internacio­nal de Bávaro.

Entre otros hechos, la CAE citó el caso de una no­tificación de la DGII del 31 de julio, “para que en un plazo perentorio de cinco días le suministráramos los estados financieros audita­dos de los dos últimos ejer­cicios fiscales”. Dijo que el requerimiento de la DGII es normal, “excepto por la coincidencia con los recla­mos de investigación an­te el PEPCA, a muy pocos días del cambio de gobier­no y por el simple hecho de que el último ejercicio fis­cal de la CAE, como bien lo sabe la DGII, se cerró el 30 de junio pasado, y de ahí la imposibilidad de que haya sido auditado ya”.

La Corporación sostiene que no tiene deuda alguna por concepto de impues­tos y puede asegurar que “figura en el listado selecto de los principales contribu­yentes del país”.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba