El Congreso de Perú informa al presidente sobre nueva moción de destitución

PUBLICIDAD

El Congreso de Perú informó al gobernante peruano, Pedro Castillo, que se ha presentado una nueva moción de vacancia (destitución) en su contra por una presunta «permanente incapacidad moral», anunció este martes el presidente del Parlamento, José Williams.

Durante la sesión del pleno de este martes, Williams señaló que convocó a una reunión de la junta de portavoces de las diferentes bancadas para analizar este tema y ordenó que se detalle el proceso que debe seguirse, establecido en la Constitución y en el reglamento del Congreso.

De esa manera, señaló que en la siguiente sesión de pleno, cuya fecha aún no ha sido confirmada, se deberá consultar a los parlamentarios si admiten la orden del día con el pedido de vacancia.

El reglamento indica que la moción requiere, por lo menos, del voto favorable del 40 % de los congresistas hábiles para ser admitida a trámite, en este caso de 52 votos de los 130 miembros del Congreso.

Si es admitida, el debate y la votación de la moción se debe dar «indefectiblemente en la siguiente» sesión plenaria del Legislativo, donde para ser aceptada, y Castillo destituido, deberá recibir el voto a favor de, por lo menos, 87 legisladores.

La nueva moción de destitución ha sido impulsada por el legislador independiente Edward Málaga y se presentó este martes con las firmas de 67 congresistas, representantes de los partidos opositores Fuerza Popular, Alianza para el Progreso, Renovación Popular, Avanza País y Somos Perú.

Málaga aseguró, en una posterior rueda de prensa, que esta iniciativa es «el primer paso para adelanto a elecciones generales» en su país, donde el Ejecutivo y el Legislativo mantienen una dura pugna política desde el inicio de la actual gestión, a fines de julio del año pasado.

Se trata del tercer intento de la oposición para destituir a Castillo y sostiene, en más de 100 páginas, que «resulta inaceptable que un presidente ejerza el cargo en medio fuertes indicios de corrupción, grave indignidad, o cuestionamientos morales y éticos».

El documento hace referencia a acusaciones que se hacen a Castillo, y su entorno más cercano, como presuntos integrantes de una supuesta organización corrupta en el Ejecutivo y también menciona el «copamiento y desmantelamiento del aparato estatal a través de la designación de altos funcionarios con graves cuestionamientos».

Este es el noveno proceso de este tipo que un presidente peruano afronta desde 1992 y el tercero al que se intenta someter a Castillo, quien sorteó un primer pedido en diciembre de 2021, cuando la moción ni siquiera llegó a ser admitida a trámite, y un segundo proceso en marzo pasado, cuando recibió solo 55 votos a favor.

Este martes, tras confirmarse la presentación del nuevo pedido de vacancia, los congresistas peruanos mostraron sus diferencias, al anticipar en unos casos que será rechazada en la votación, mientras que otros aseguraron que no hay pretextos para rechazar esta moción por las acusaciones que se hacen al gobernante.

EFE

PUBLICIDAD
Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *